Artículo de opinión de Félix P. Echevarría, Cheva


Félix P. Echevarría, Cheva (en el centro de la imagen) en un acto de leonesismo sociocultural,
flanqueado por Amadeo Núñez (iz) y José Francisco (Der)


¿Remamos todos o no? ¿Y para qué?


Todos hablamos de la unión del leonesismo. Unos para alabarlo y que es necesario. Otros para decir que no es necesario y que no produce ningún beneficio.

Se oyen voces que dicen: si todos pretenden representar a lo mismo, ¿por qué no se unen y forma una tripulación fuerte con opción de triunfo? Por otro lado, algunos supuestos remeros se limitan a criticar desde blogs a los remeros oficiales y no oficiales, otorgando títulos de buen o mal remero, sin saber en qué se basan. Incluso, se permiten criticar actividades de los remeros ajenas al remo, desde el más puro estado fantasmal, no dando la cara. Otros aportan desde Internet, o en las barras de los bares, un sinfín de ideas de cómo habría que remar para mejorar la situación; pero sin bajar a entrenar.

Los dirigentes de la embarcación, a pesar de que la clasificación de las competiciones cada vez es peor, (aunque no ha sido superada todavía por otras embarcaciones surgidas de la suya), para unos calamitosa, para otros aguantable, no han hecho un acto de estudio de porqué esa falta de impulso necesaria en sus remos para triunfar.

¿Serán los remeros? ¿Serán los jefes de entrenamiento, de embarcación o del club? Incluso alguno dice que esa supuesta unión no produce ningún beneficio. Otros nos enfrascamos en mirar dónde estamos todos de acuerdo para crear una tripulación (la mejor), consensuada, en la embarcación que sea, con la única finalidad de conseguir que nuestro futuro se piense hoy, por intereses leoneses, se ejecute mañana, y se disfrute pasado mañana. No como está pasando, que nuestro futuro depende de terceros, planificado mañana después de los intereses de otros, para ejecutar en un futuro prometedor, y disfrutar en generaciones, si no se cambió en el camino por otro proyecto alternativo, menor y circunstancial para justificación -saliendo en la foto- de aquellos que cobran sobradamente y al día, de nuestros impuestos.

Por estas razones y otras muchas más, necesitamos la mejor tripulación —votada por todos—; dirigidos por el mejor patrón, —escogido y admitido por todos—; entrenados por el mejor entrenador —escogido por todos—; en la mejor embarcación, construida entre todos y planificada por el mejor —escogido entre todos—.

¿Somos o no somos los padres de la democracia en León? Pues pongámosla en marcha, Pero no por imposición, sino por consenso. De las democracias impuestas estoy hasta la boina. Nací y crecí pasando un cuarto de siglo bajo la superioridad impuesta. Luché como pude contra ella y ahora pasado de sobra mi medio siglo de existencia sigo luchando contra las decisiones impuestas, no consensuadas, ni votadas.

Félix J. Pérez Echevarría (Cheva)


Artículo publicado en Opinión de Diario de León,
http://www.diariodeleon.es/noticias/opinion/la-opinion-del-lector_666115.html